springe direkt zum inhalt


¿Por qué realizar un aprovechamiento consecuente de las leyes naturales?

Muy sencillo: para seguir el ejemplo de la naturaleza.

La tecnología de acumulación estratificada de ratiotherm se basa en tres datos físicos sencillos:

En primer lugar:

El agua es un acumulador de energía excelente.
Ninguna otra sustancia puede almacenar tanto calor por kilo.

En segundo lugar:

El agua tiene un peso diferente según sea su temperatura.
El agua caliente asciende y el agua fría desciende, lo que permite una estratificación según el principio de la gravedad.

En tercer lugar:

El agua es un mal conductor de calor, las diferentes capas de temperaturas permanecen separadas durante mucho tiempo.

OSKAR utiliza estas leyes naturales para almacenar agua caliente en muchas capas. En OSKAR, esta estratificación se realiza sin suministro de energía ajena y sin ayuda de piezas de desgaste electrónicas o mecánicas.

Especialmente eficaz:

La aplicación termohidráulica de estratos de ratiotherm.

La problemática principal del acumulador estratificado reside en la estabilidad de su estratificación al cargar y descargar el acumulador.

La aplicación termohidráulica de estratos patentada de ratiotherm garantiza una estratificación duradera y estable y, con ello, la máxima eficacia del acumulador.

La entrada y salida de agua acumulada se lleva a cabo mediante una aplicación de estratos incorporada que también podría denominarse "ascensor de temperatura".

En ella se separa el agua según el principio de gravedad, para estratificarse casi sin flujo de corriente en su correspondiente zona de temperatura del acumulador estratificado.

Además se realizan entradas y salidas preclasificadas, esto es, según el nivel de temperatura en las proximidades de la capa de temperatura adecuada.

Esto reduce la posible pérdida de calor en la aplicación de estratos y en el sistema de conexión y optimiza determinantemente la extracción de calor.